Como atar y transportar una heladera en una camioneta

Como atar una heladera para transportarla en una camioneta
Aunque parece una cosa simple he visto varias heladeras ir en viaje con la puerta del freezer u congelador abierta  de par en par con lo que de seguro las bisagras al llegar a destino tienen una gran posibilidad de estar rotas o la puerta haberse caído en el camino.

Lo ideal para transportar una heladera es embalarla para que no se golpee o raye. Sin embargo hay que ser realistas y esto no es así en la mayoría de los casos, no por descuido sino por tratarse de personas que compran un refrigerador usado o se lo "prestan" a otra por lo que #fletesencordoba o quien este encargado de realizar el traslado deberá ingeniárselas.

¿Que nos hace falta?

1 cuerda gruesa de 3,5 m 
1 cuerda de 6 mm en adelante de 8 m
1 manta
1 cinta de embalar y pedazos de cartón

Primer Paso: Si tenemos una camioneta mediana tipo Strada o 4x4 doble cabina la heladera la pondremos mirando con las puertas hacia un costado cosa que unos de los lados quede mirando a la luneta trasera y para que no se raye pondremos la manta entre medio. 

Segundo Paso: Si tienes la cinta y el cartón puedes asegurar las puertas y las esquinas pegando un cartón esquinado con la cinta a la altura donde pasaran las cuerdas.

Tercer Paso: Ahora sujetaremos el refrigerador al anti-vuelco -en su altura mas alta- de la camioneta utilizando la cuerda mas corta y ancha pasándola por los tres lados como si estuviésemos abrazándola. Esto no permitirá que la heladera se corra hacia atrás pero... si hacia los lados.

Cuarto y ultimo paso: Por ultimo pasaremos la cuerda a manera de tirantes de carpa por sobre el techo de la heladera y la sujetaremos en los ganchos sujetadores del costada de la caja de la camioneta o pick up.

Ya estamos listos para transportar el refri hasta su nuevo hogar.




1 comentario: